Si has llegado a este artículo es porque seguramente tengas dudas para elegir entre la depilación láser o cera, y quieras saber qué tratamiento se adapta más a ti. Tanto uno como otro son dos de los métodos más famosos para eliminar el vello no deseado, pero existen muchas diferencias entre ambos.

Cada vez más personas, independientemente de su sexo, optan por depilarse para tener una piel suave. Sin embargo, existen muchas opciones más allá del rasurado para hacer que el tratamiento sea duradero en el tiempo, y tanto la depilación láser como la depilación con cera son dos de las opciones más utilizadas.

Pero, ¿son compatibles?, ¿cuál funciona mejor?, ¿cuál duele más? Te respondemos a estas preguntas. ¡Sigue leyendo!

¿Cómo funciona la depilación con cera?

Desde hace décadas, depilarse con cera es una de las formas más comunes de eliminar el vello no deseado. Que pueda hacerse en casa, que sea un tratamiento asequible y permita tener una piel suave durante varias semanas son algunos de sus atractivos.

Este tipo de depilación funciona extendiendo cera sobre la piel, cubriendo el vello no deseado, esperando unos segundos y después tirar para arrancar desde raíz el vello.

Aunque es una forma de eliminar el vello muy versátil, las molestias de usarlo pueden ser mayores en función de las zonas en las que se aplique. Además, la depilación con cera puede provocar algunas afecciones como dermatitis, foliculitis o pseudofoliculitis, de las que más adelante hablaremos.

¿Cómo funciona la depilación láser?

La depilación láser es un método de depilación que puede considerarse definitivo, según la Asociación Española de Dermatología. Su funcionamiento es muy sencillo: el láser actúa sobre el folículo piloso, haciendo que este deje de generar vello conforme avanzan las sesiones.

De esta forma, incluso desde la primera sesión, se pueden notar resultados. El vello comenzará a salir más débil hasta que prácticamente desaparezca por completo en las zonas tratadas.

Depilación láser o cera, ¿qué diferencias hay?

Tal y como hemos dicho, la depilación láser y la depilación con cera son dos de los métodos más utilizados para eliminar el vello no deseado. Sin embargo, entre uno y otro existen muchas diferencias.

La más importante es la duración del tratamiento. ¿Por cuánto tiempo disfrutamos de una piel suave después de hacernos la depilación con láser o cera? Mientras que uno es definitivo, el otro es temporal. Al extraer el vello de raíz, con la cera se logra una piel suave que puede durar varias semanas. Una vez pasado este tiempo, hay que volver a iniciar el proceso. Por el contrario, con la depilación láser se logra una depilación definitiva al cabo de un número de sesiones. La cifra exacta dependerá tanto de cada persona como de la zona a tratar.

Ocurre además que con los métodos de depilación tradicionales (como la cera, pero también con el rasurado) aumenta el riesgo de que aparezcan afecciones en la piel como la foliculitis. Sin embargo, podemos acabar con estos vellos enconados gracias a la depilación láser, ya que es la solución perfecta.

Además, el uso prolongado de la cera sobre una misma zona puede pigmentar la piel, provocando algunos oscuros. Por el contrario, con la depilación láser se logra una piel más bonita, además de prevenir o eliminar algunas afecciones dermatológicas como la foliculitis; por la generación de colágeno, que se ve favorecida por el calor provocado del láser.

¿Qué pasa si me depilo con cera y luego me hago el láser?

La depilación láser y la depilación con cera son tratamientos incompatibles… si se hacen en el mismo período de tiempo. Es decir, si deseas eliminar el vello entre sesiones de láser, no debes utilizar ningún tratamiento que lo extraiga de raíz, puesto que reduce la efectividad del tratamiento. Por eso, si deseas depilarte entre sesiones, es recomendable rasurarse con cuchilla, tal y como te contamos en este artículo del blog junto con algunos consejos para que el tratamiento sea más efectivo.

Pero, ¿puedes depilarte con cera y después hacerte el láser? ¡Por supuesto! Es un camino que han recorrido ya muchísimas personas que buscan una depilación definitiva. Para ello, solo es necesario esperar a que el folículo piloso genere un nuevo vello, de forma que el láser pueda actuar desde la raíz para ser efectivo.

En este último caso, además, es posible que las características del vello hayan cambiado en grosor o cantidad, por lo que será necesario personalizar tu tratamiento de depilación láser para que logres una piel suave.

la depilación con cera puede ser un método doloroso para eliminar el vello y no definitivo

Depilación con cera o láser, ¿cuál duele más?

Si llegados a este punto dudas entre elegir la depilación láser o cera para eliminar el vello, es posible que te preguntes qué tratamiento duele más. La respuesta no es sencilla, porque depende del umbral del dolor de cada persona.

Es por eso que en Láserum nos gusta hablar de molestias. La tecnología avanza a pasos agigantados y nosotros utilizamos la más avanzada del mercado, con un cabezal en punta de hielo que alcanza los -12ºC para reducir todas las molestias del tratamiento. Aunque, como hemos dicho, todo dependerá tanto de cada persona como de la zona a tratar.

En cambio, la cera es un método rudimentario pero funcional de eliminar el vello. Tal y como vimos, consiste en aplicar la cera sobre la zona a tratar, y tirar en contra del vello. De forma que el dolor puede hacerse intenso y siempre aparece a la hora de realizar este tratamiento.

¿Qué tratamiento es más económico?

Si hablamos del punto de vista económico de ambos tratamientos, debemos responder a esta cuestión desde dos perspectivas: a corto plazo o medio/largo.

A corto plazo, la depilación con cera puede resultar más económica que el láser. Sin embargo, tal y como hemos visto, nunca se logrará una piel suave de forma definitiva y siempre serán necesarios comprar nuevos productos para llevar a cabo el tratamiento.

Es por ello que, con perspectiva, la depilación láser resulta más económica a medio o largo plazo. Después de un número de sesiones se logra eliminar el vello no deseado de forma definitiva en las zonas tratadas. Si bien es cierto que es posible que aparezca algún vello residual, será apenas imperceptible y podrás eliminarlo con las sesiones de repaso, que te permitirán tener una piel completamente suave.

Por eso es importante apostar por las sesiones sueltas. En Láserum solo pagarás por aquello que realmente necesites, y nuestros tratamientos van desde 6€ por sesión.

Depilación láser o cera: cuál elegir

Elegir el método para eliminar el vello es una decisión muy personal, como la decisión de depilarse o no. Una vez conoces las características tanto de un método temporal como la depilación con cera, y otro definitivo como la depilación con láser, deberás escoger cuál es la opción que más se adapta a ti y a tus circunstancias.

Recuerda que en Láserum somos especialistas en depilación láser diodo y te ayudaremos a eliminar el vello no deseado para que tu piel luzca como siempre has querido. Si tienes dudas acerca de cómo podemos ayudarte a que tu tratamiento sea efectivo, o deseas pasar de la cera a la depilación láser, puedes contactar con nosotros a través de Facebook, Instagram o nuestro chat. O si lo prefieres, haz click en el botón de debajo para solicitar tu cita en tu Láserum más cercano.

Posts relacionados
Me viene al pelo: así suena nuestra última campaña
Me viene al pelo: así suena nuestra última campaña

¡Ha llegado el momento! Por fin podemos compartir con el mundo un supernotición que nos ha costado mucho guardar: ¡lanzamos nuestra nueva campaña de marca! Una campaña que supone un canto a la libertad y a tu poder de decisión sobre tu cuerpo. ¿No quieres depilarte?...

leer más
Depilación láser y pieles sensibles: todo lo que debes saber
Depilación láser y pieles sensibles: todo lo que debes saber

¿Es segura la depilación láser sobre pieles sensibles? ¿Y efectiva? ¡Por supuesto que sí! Si has llegado hasta este artículo, es muy probable que te hayas hecho estas preguntas en alguna ocasión. Eso sí, debes tener en consideración los detalles de los que hablaremos...

leer más