Hay muchos aspectos que rodean a la depilación láser y melanoma que pueden generar ciertas dudas si te estás sometiendo a este tipo de depilación. Un melanoma es un tipo de cáncer de piel que se manifiesta en la superficie de la misma cuando un lunar crece de forma irregular, adquiere volumen o cambia su aspecto de forma repentina.

Dado que la depilación láser es un tratamiento que se aplica sobre la piel y que elimina el vello mediante la fototermólisis selectiva, es normal que surjan cuestiones sobre si es compatible con la aparición del melanoma, o cómo debemos proceder ante la aparición de esta enfermedad durante la depilación. 

En este post realizaremos un recorrido por todas estas cuestiones, dándoles respuesta y desmintiendo algunos mitos que se han creado en torno a la combinación de este tratamiento con esta afección.

La depilación láser no causa melanoma

En primer lugar, debemos afirmar que la depilación láser no causa melanoma. Este es uno de los falsos mitos más extendidos que podemos encontrar acerca de esta técnica. Nada más lejos de la realidad, la depilación láser es completamente segura para nuestra piel, siempre y cuando sea aplicada por un equipo de profesionales que conozca la técnica a la perfección.

Una de las principales causas de la aparición del melanoma, según los expertos, es la exposición prolongada y sin control a la radiación UV de los rayos del sol. La aparatología del láser funciona detectando el folículo y aplicando calor sobre el mismo para destruirlo, por lo que no tiene ningún comportamiento parecido a estas radiaciones. No obstante, es común que se genere esta confusión si no se explica correctamente, ya que lo que percibimos de la misma es que es un método que aplica calor sobre la piel mediante la luz del láser.

Aún así, los estudios demuestran que la depilación láser no presenta peligro alguno de causar melanoma sobre nuestra piel, y es además un método completamente seguro para la eliminación permanente del vello de la misma.

Para evitar la aparición de esta enfermedad sobre la piel, las recomendaciones de los expertos son:

  • No abusar de la exposición solar.
  • Usar siempre protección solar alta cuando nos expongamos al mismo.
  • Evitar exponernos en las horas de mayor radiación.
  • Estar siempre alerta a cualquier cambio en lunares o manchas de nuestra piel.

Depilación láser y melanoma: ¿debo detener el tratamiento? 

Al igual que cualquier otro tratamiento estético que afecte a la piel, lo recomendable es parar la depilación láser ante la aparición de un melanoma. Debido a laenfermedad y al tratamiento que pueda aplicarse para combatirla, nuestra piel puede estar mucho más sensible ante la aplicación del láser, lo que podría llegar a causarnos algún tipo de lesión. Por ello, se debe hacer una pausa en el mismo, que podremos retomar una vez recuperados.

depilación láser no causa melanoma

En el caso de estar sometiéndose a un tratamiento de depilación láser con la presencia de un melanoma que desconocemos, no debe causarnos mayor preocupación. Cuando nos sometemos a un tratamiento de depilación láser en piernas completas, brazos o cualquier zona que presente una mayor concentración de lunares, nuestras técnico láser examinan la piel antes del tratamiento en busca de lunares abultados u cualquier otro tipo de marca en las que deban evitar la aplicación del láser, por lo que evitaríamos así el riesgo de que el láser entre en contacto con el melanoma.

¿Cuándo retomar la depilación láser tras un melanoma?

Si has padecido un melanoma y quieres comenzar o retomar un tratamiento de depilación láser tras el mismo, nuestra recomendación es que consultes con tu médico de cabecera y/o dermatólogo. Como expertos, te darán las indicaciones a seguir para comenzar o volver a tratamientos estéticos de este tipo, y sabrán determinar perfectamente cuánto tiempo debe transcurrir.

El caso de hacerlo tras la quimioterapia

Si, tras la aparición del melanoma, se ha dado el caso de que hayas tenido que someterte a un tratamiento de quimioterapia, deberás tener en cuenta una serie de indicaciones antes de comenzar o retomar tu tratamiento de depilación láser.

Entre la quimioterapia y la depilación láser, deben pasar una media de 5 años para que la misma sea completamente segura y efectiva sobre nuestra piel. Además, debemos contar con el alta médica y el visto bueno de nuestro médico de cabecera para someternos al mismo.

En resumen, la depilación láser no causa melanoma bajo ningún concepto. Además, estos pueden ser compatibles siempre que sigamos una serie de pautas y respetemos los tiempos e indicaciones proporcionados por médico y dermatólogo. Consultando con expertos, siempre encontraremos una solución segura

¿Tienes más dudas acerca de este tema? Te respondemos en comentarios, en nuestro perfil de Facebook e Instagram, o a través del chat de nuestra web.

Posts relacionados
¿Cuántas sesiones de láser se necesitan?
¿Cuántas sesiones de láser se necesitan?

Las sesiones de láser necesarias para eliminar por completo el vello pueden variar dependiendo de muchos factores según el organismo de cada persona, por ello no hay una respuesta concreta a esta pregunta.  No obstante, se pueden hacer aproximaciones teniendo en...

leer más